¿Por qué ayudar?

El Grupo Educativo del Valle ha desarrollado programas de educación por más de 47 años. Se ha destacado por formar estudiantes talentosos en las áreas de ciencias y humanidades cuyos aportes han contribuido al desarrollo del conocimiento y al progreso del país.

Al reflexionar sobre lo que ha influido en el alcance de sus logros seguramente incluirá el aporte que la educación dio a su vida. Es por eso que creemos que dar oportunidades de educación es sin duda la mejor inversión para trasformar el futuro de nuevas generaciones.  El GEV comparte este desafío. 

Los fondos que anualmente invierte el GEV en educación, incluyendo inversión en infraestructura, equipo y en recurso humano altamente calificado son cuantiosos, además de los aportes que los padres de familia hacen por la educación de sus hijos.

 

 

Sin embargo, esto no es suficiente, para mantener y financiar todos los programas. Año con año el GEV invierte todos sus recursos en el desarrollo de los planes educativos de excelencia y cumple su misión y visión en  brindar oportunidades de estudio a jóvenes talentosos en programas pertinentes a cada contexto, así como al desarrollo de programas de investigación y transferencia de ciencia y tecnología que contribuyan a abordar la compleja situación del país.

El pago de la colegiatura cubre únicamente una parte de los costos de educación; los aportes de donaciones y proyectos contribuyen  a completar las necesidades de los programas.

El GEV practica la política need-blind y admite a estudiantes calificados que no tienen la capacidad de sufragar los gastos de su educación. Este compromiso no sería posible sin la generosidad de donantes que proveen aportes para esta ayuda financiera.

Aproximadamente, dos de cada tres estudiantes dependen de la ayuda financiera que el grupo provee. Los fondos de que dispone el GEV no son suficientes para brindar oportunidades a jóvenes talentosos que así lo requieren. Anualmente, por esta limitación financiera, no se puede dar admisión a más estudiantes destacados. En los últimos años esta necesidad se ha incrementado y se requiere de más recursos disponibles. Las donaciones apoyan al GEV para lograr que estudiantes de escasos recursos puedan alcanzar una educación de excelencia que contribuya a mejorar sus vidas.